Saltar al contenido
10 Beneficios del MELÓN y sus Contraindicaciones

11 Beneficios del melón y sus contraindicaciones

11 Beneficios del melón y sus contraindicaciones
5 (100%) 6 votes

El melón es una es una especie de baya originaria del noreste de África y el medio este que se da en las épocas de verano. La palabra “Melón” proviene del latín “melopepo”. Este fruto tiene, generalmente, una forma esférica, de alrededor 1Kg. El melón se caracteriza por tener un sabor dulce y una gran cantidad de agua. Se le utiliza como acompañante de embutidos, ensaladas de frutas, para hacer jugos e incluso sus semillas se tuestan para su consumo.

Beneficios del melón

Los beneficios del melón se deben a su gran variedad de vitaminas, como la B1, B2, B3, vitamina C y K; minerales, como el fósforo, el potasio y el calcio; y azúcares que no solo la hacen una fruta deliciosa, sino también nutritiva y saludable. Tiene propiedades diuréticas, digestivas y ayuda la prevención de enfermedades. Además, es una gran aliada para las dietas. A continuación, mencionaremos algunos de los tantos beneficios que posee este fruto.

10 Beneficios del MELÓN

Estimula la circulación sanguínea

El melón es una fuente de vitaminas K y E y de adenosina, los cuales disminuyen el espesor de la sangre y estimulan la circulación de esta a través del cuerpo. Esto puede significar una disminución significativa en la posibilidad de generar coágulos sanguíneos, lo que previene los infartos, la trombosis y el padecer de anginas de pecho.

Es antioxidante

Gracias a la presencia de las vitaminas E y C, la cual es un antioxidante, el melón gana la capacidad de extender la vida útil de nuestras células, disminuyendo la velocidad con la que estas se deterioran, lo que a su vez detiene el deterioro de todas las partes de nuestro cuerpo y disminuye las probabilidades de padecer de enfermedades degenerativas.

Contribuye con la pérdida de peso

En el melón podemos encontrar una gran cantidad de agua, ya que este está formado en un 95% por ella. También se pueden encontrar el potasio y las vitaminas E y C, que junto a su baja cantidad de sodio, lo convierten en un gran diurético, lo que significa que ayuda con la disolución y expulsión de las grasas y el exceso de agua que almacenamos. También tiene la capacidad de dar la sensación de llenura, por lo que calma el apetito.

RECOMENDADO  ¿Cuáles son los beneficios de la lavanda y como usarla?

Estimula el sistema digestivo

La parte sólida del melón está compuesta por fibras alimentarias solubles, las cuales son compuestos que no son afectados por las enzimas digestivas de nuestro organismo. Las fibras solubles tienen la capacidad de almacenar agua y ralentizar el proceso de la digestión, lo que ayuda a la absorción de los nutrientes y disminuye la retención de líquidos.

Ayuda a nuestra piel

La vitamina C presente en el melón puede causar un estímulo en la metabolización y asimilación del colágeno, que es un compuesto básico de la dermis. Esto puede ayudar a que nuestra piel sea más elástica, más resistente y aumentar la capacidad y velocidad de regeneración de esta. El colágeno también se encuentra en nuestro cabello, uñas y huesos, lo que significa que estos se ven ayudados igualmente por el consumo de melón.

Ayuda a nuestro ánimo

La vitamina C tiene la capacidad de disminuir los niveles de estrés en nuestro cuerpo. Esta propiedad hace que el melón sea de gran ayuda para situaciones en las que nos encontramos bajo mucha tensión, como algún examen o una entrevista de trabajo. Esto también puede ayudar a calmar la ansiedad, convirtiéndolo en un saludable snack para disfrutar entre comidas sin tener que preocuparnos por aumentar de peso.

Es un estimulante natural

Gracias a los beneficios del melón, estimula la producción de arginina, la cual es un aminoácido que llama a la producción de óxido nítrico, el cual es un vasodilatador, lo que significa que aumenta el tamaño de los vasos sanguíneos para incrementar el flujo de sangre, causando efectos similares a los del viagra.

Es rehidratante

El melón está compuesto por un 95% de agua y está lleno de electrolitos, lo que lo hace ideal para los días de mucho calor o para después de hacer ejercicios para recuperar todos los líquidos perdidos a través de la sudoración. Además de esto, la presencia de proteínas y carbohidratos ayudan a que nuestra recuperación sea más rápida.

RECOMENDADO  Rutina de ejercicios con ligas para trabajar todo el cuerpo

Ayuda a nuestra salud ósea

Entre los beneficios del melón, este posee una considerable cantidad de calcio y ayuda a la asimilación del mismo. El calcio conforma la mayor parte de la estructura de nuestros huesos y dientes. Por ende, el consumo del melón ayuda al fortalecimiento y restauración de toda nuestra estructura ósea.

Ayuda en la prevención del cáncer

La presencia de carotenoides, que son pigmentos naturales de algunas plantas, y de citrulina, un aminoácido, le otorgan al melón la cualidad de ayudar en la prevención de que se generen células cancerígenas. Esta cualidad ayuda en especial a prevenir el cáncer de pulmón.

Mejora nuestra salud ocular

El beta-caroteno, un carotenoide muy presente en el melón, juega un gran papel en la producción de la vitamina A, que genera los pigmentos necesarios para el funcionamiento de la retina en ambiente de luz tenue.

Contraindicaciones o efectos secundarios

Aunque el melón es una fruta llena de beneficios, no está absuelta de causar reacciones adversas debido a su consumo bajo ciertas circunstancias. Deben tenerse en cuenta los siguientes puntos si queremos introducir el melón a nuestra dieta regular.

Consumir la fruta inmadura

El comer el melón en su estado verde o inmaduro puede ser el causante de indigestiones.

Reacciones alérgicas

Las reacciones alérgicas al melón ocurren debido a una proteína presente en el mismo llamada cucumisina. Las personas alérgicas que consumen esta fruta pueden experimentar picazón en la lengua, irritación en la garganta, hinchazón en los labios y fuertes cólicos.

Problemas digestivos

Al ser una fruta rica en fibras no es recomendable el comer melón en exceso o si se sufren de trastornos digestivos, ya que este puede causar desde diarreas hasta síndrome de colon irritable.

El melón es una maravillosa fruta para las dietas o los días de verano, por sus bajas calorías y cualidades rehidratantes. No obstante, debe comerse con moderación y sin acompañar otras comidas. A fin de cuentas, esta es una fruta digna de unirse a nuestra dieta de forma regular.